• 0

ACTIVA AUTO ENVIO CON HASTA

20% OFF

ACTIVA TU AUTO ENVÍO EN ALIMENTO, ARENA Y MÁS

20% OFF LEER MAS

¿Mis gatos pelean o juegan?

28 Febrero, 2013 8 comentarios Deja un comentario

Si tienes dos o más gatos en casa, lo más probable es que haya cierta interacción entre ellos, pero ¿cómo estar seguro si se están peleando o jugando?

Definitivo, a los gatos les gusta jugar a las “luchitas”, es parte de su instinto animal, pero hay que estar pendientes de que sus interacciones no sean muy agresivas, lo que generalmente sucede cuando llega un nuevo minino a una casa con uno o más gatos.

Para que los encuentros no sucedan con tanta frecuencia, asegúrate de darle recompensas al gato de casa para que asocie la llegada de su nuevo compañero como algo positivo. [Conoce las recompensas para gatos de pet n’GO].

Gatos jugando                

¿Cómo se comportan? 

Es normal que cuando jueguen haya algunas mordidas y patadas, y sabrás que se están divirtiendo si tienen sus orejas levantadas, brincan y sus colas lucen relajadas. Cuando veas que alguno de los gatos baje sus orejas, tenga la cola rígida o el pelo encrespado, definitivamente no se está divirtiendo.

Reconoce agresiones indirectas. Algunas veces los gatos desquitan su enojo o miedo con lo que tienen más cerca, como alguno de sus compañeros felinos. Puedes prevenir esta situación estando al pendiente de lo que les altera a tus mininos, ¿quizá están viendo algo por la ventana y ven pasar algo que los inquieta? Intenta cerrar las cortinas o distráelos con alguno de sus juguetes. [Conoce los juguetes para gatos de pet n’ GO].

Revisa su salud. Si ves que dos gatos que ya se aceptan en casa tienen encuentros muy agresivos, llévalos al veterinario. Hay una mínima probabilidad de que alguno tenga una enfermedad y al no sentirse bien, su única alternativa sea agredir a quien invade su espacio.

Cómo separarlos. Si quieres que detengan alguna sesión de juego que luce cada vez más intensa, puedes hacer un sonido fuerte, como aplaudir o pegarle a una mesa, o también puedes aventar algún objeto, como una almohada, cerca del área donde se están peleando. Sólo que te tienes que asegurar de hacer cualquiera de las dos acciones sin que te vean para que no te asocien con la pelea o algún tipo de miedo. No los intentes separar con tus manos ni con escobas, ya que puedes aumentar la tensión.

Si alguno de los gatos corre y huye, entonces su sesión de juego se estaba convirtiendo en una pelea. No los castigues ni les grites, recuerda que es su instinto animal.

Con información de Animal Planet.

« Volver al Blog
« artículo anterior   |   siguiente artículo »