• 0

¿Sabías que le puedes contagiar bostezos a tu perro?

09 Julio, 2015 0 comentarios Deja un comentario

Seguro te has fijado que los bostezos son contagiosos. Si estás en algún lugar y el de al lado bosteza o incluso si ves a alguien en la tele o en una foto bostezando invariablemente te darán ganas de bostezar.

Los científicos creen que esto es una señal de empatía y al parecer sólo la mitad de las personas se pueden contagiar de bostezos pero ahora han descubierto que también los perros se pueden contagiar.

En un experimento en el que usaron perros de diferentes razas y edades se dieron cuenta de que si un perro ve a un extraño o a su dueño bostezar, el perro es más probable que bostece en respuesta a su dueño.

Esto es una prueba más del increíble lazo entre dueños y perros y que agregan evidencia al hecho de que los perros nos imitan y se sincronizan con nuestras funciones biológicas.

También el experimento demostró que los perros no son fáciles de engañar, la mayoría de ellos no bostezaban en respuesta a un bostezo fingido.

Al parecer el contagio de bostezos no sólo es en humanos y perros, también se ha visto en pájaros, primates y muchos otros animales vertebrados.

A pesar de que algunos expertos sugerían que los perros hacían esto por estrés o ansiedad, en el experimento les pusieron monitores cardíacos para demostrar que no había ni estrés ni ansiedad y que en realidad tiene más que ver con el fuerte lazo que existe entre un perro y su dueño.

Haz el experimento con tu perro y cuéntanos si se contagia o si más bien el que siempre se contagia de sus bostezos eres tú.

 

[Fuente: Animal Cognition, New York Times] [Foto: 269386370 by Annmarie Young/ Shutterstock]

 

Notas relacionadas

Por qué tu perro te sigue a todos lados

Los 10 mejores videos de perros quedándose dormidos

El cachorro que consuela a un perro grande de una pesadilla

« Volver al Blog
« artículo anterior   |   siguiente artículo »

Deja un comentario

Los comentarios son revisados antes de ser publicados.

Comentarios

Aun no hay comentarios. ¡Sé el primero!